Cómo averiguar lo que realmente significan tus sueños

Durante la fase REM, el subconsciente ofrece un espectáculo fantástico, pero la trama puede ser difícil de seguir. (¿Por qué estabas en un trampolín en Indonesia?) «Una función central de los sueños es permitirnos acceder a pensamientos y sentimientos de los que quizá no seamos conscientes», dice el doctor Mark Smaller, presidente de la Asociación Psicoanalítica Americana. Hemos pedido a Smaller que nos explique el proceso de descifrado de los sueños. Sólo tienes que coger un lápiz y sumergirte en tu subconsciente.

Paso 1

En cuanto te despiertes, anota todo lo que puedas recordar sobre tu sueño, registrando tantos objetos, personas y lugares como sea posible. Dice Smaller: «Uno de los mayores descubrimientos de Freud fue que los pequeños elementos de tus sueños pueden señalar grandes cuestiones. Mucha información se condensa en un pequeño detalle».

Paso 2

Anota la asociación que cada detalle conlleva para ti. Por ejemplo, si el sueño tuvo lugar en la casa de tu infancia o soñar con carne, considera qué es lo significativo de ese lugar y cómo podría relacionarse con la premisa más amplia del sueño.

Paso 3

Escriba las emociones que le ha provocado el sueño. ¿Se sintió entusiasmado, asustado, molesto, mareado? ¿Y cuando te despertaste?

Paso 4

Pregúntate qué otras cosas de tu vida te inspiran esas mismas emociones. Por ejemplo, si la casa de tu infancia te recuerda el acoso de tu hermano mayor, piensa en lo que está ocurriendo ahora en tu vida que se asemeja a esa experiencia.

Paso 5

Vuelve a tu lista de asociaciones e intenta combinarlas en una sola narración. (La casa de tu infancia te recuerda el acoso escolar…. La naranja que estabas comiendo te recuerda a Barcelona…. Su jefe, que creció en España, fue bastante agresivo con usted en la reunión de ayer….) A continuación, sal a tu vida de vigilia armado con una mayor comprensión de lo que está pasando en tu cabeza.

Lo que hay que saber

La mayoría de las veces, los sueños extraños son el resultado de un cambio de rutina o de un periodo especialmente estresante o emocional en tu vida. Puedes probar con técnicas de relajación antes de acostarte y con una rutina de sueño constante para librarte de los sueños extraños.

Si sigues teniendo sueños perturbadores o pesadillas que te dificultan el descanso nocturno, merece la pena que consultes con un médico tus hábitos de sueño y tus niveles de estrés.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *